Devotional: The Depeche Mode Experience

Por Salvador Cañas /

El pasado 12 de julio se presentó, por segunda ocasión en Ciudad de México, el único tributo oficial de la legendaria banda de Synth pop/rock Depeche Mode, deleitando a los fans con una selección de temas obligados, así como algunos otros que ya no toca la banda original en sus últimas giras.

Dicho tributo abrió con la obscuridad de Pimpf, tema que ya no interpretan Dave Gahan y compañía desde hace un largo tiempo. De ésta manera se ligaron las imprescindibles Behind the Wheel y Route 66, ésta última, un lado b muy recordado por los seguidores donde re-versionan al mítico Ray Charles. Todas ellas de aquel 1987 enmarcadas en el álbum Music for the Masses, que fue muy posiblemente la producción que le abrió las puertas internacionales a los ingleses.

Fotografía: ARTURO LÓPEZ GONZÁLEZ

La lluvia de éxitos ya no se contuvo desde ese momento. Question of Time, Get the Balance Right, Master and Servant, I Just can Get Enough, Policy of Thruth y Enjoy the Silence, llevaron a los presentes hacia atrás y adelante en el tiempo y que en conjunto realizaba una especie de revisión histórica, la cual nos recordó las transiciones y transformaciones musicales que ha logrado generar éste trío tan emblemático de las últimas cuatro décadas.

Hacia el cierre de ésta velada -incrustada en una innegable nostalgia de un tiempo que ya no volverá y después de un encore- el proyecto tributo liderado por Freddie Morales quien tiene sumamente estudiados los movimientos, frases y posturas de Gahan; Personal Jesus, Walking on my Shoes y Question of Lust que es una de las piezas claves en la interpretación de Martin Gore, marcaron el momento de la partida del íntimo escenario de la colonia Roma, con It´s not Good.

Fotografía: ARTURO LÓPEZ GONZÁLEZ

Sabemos que un tributo se puede acercar sutilmente a su propósito, que es justamente lo que logra concretar The Devotional: The Depeche Mode Experience, generando una empatía con los seguidores de la banda original y surcando una comunión es pos de un homenaje concreto sin pretensiones y alineándose al punto de inspiración, calcándolo fielmente sobre el escenario para el disfrute de todos los asistentes.

 

No te pierdas la oportunidad de ver este espectáculo

 

 

 

Anuncios