Tesoros del naufragio del ‘Increíble’

Hace unos miles de años existió un acaudalado coleccionista llamado Cif Amotan II, un ex-esclavo de Antioquía quien vivió a mediados del siglo 1 y comienzos del segundo. Crónicas de la época relatan que este legendario personaje fue conocido en la antigüedad por su vasta riqueza y su historia ha sido transmitida a lo largo de todo este tiempo. Se dice, que al haber obtenido su libertad, Amotan comenzó a reunir una enorme colección de esculturas, joyas, monedas y bienes de todos los rincones del mundo. Los cronistas cuentan como una gran parte de sus tesoros fueron cargados a un gigantesco barco llamado El Apistos, el incríble -entonces conocido como el navío más grande que jamás haya surcado los mares.

Rumbo a Asia Mayor, con destino a un templo que Amotan había mandado a construir y dedicado al sol, la embarcación -por razones que aún no se conocen (tal vez el peso de lo que transportaba, las condiciones marítimas o designio de los dioses)- naufragó y se hundió junto con los tesoros que transportaba.

Damien Hirst, A collection of vessels from the wreck of the Unbelievable Image: Photographed by Prudence Cuming Associates © Damien Hirst and Science Ltd. All rights reserved, DACS/SIAE 2017

A través de los siglos, las narraciones sobre este trágico evento han cambiado y en muchos casos se le han añadido detalles para hacerla más interesante. Nuevas historias que traen a la vida universos paralelos que han sido transmitidos de boca en boca y que hacen difícil diferenciar los hechos de las fantasías. Se dice que durante el Renacimiento las descripciones de las esculturas fueron fuente de inspiración para algunas obras de otros artistas.

Damien Hirst, Aspect of Katie Ishtar ¥o-landi Image: Photographed by Prudence Cuming Associates © Damien Hirst and Science Ltd. All rights reserved, DACS/SIAE 2017. (2015,
Bronze and gold leaf 64 3⁄4 × 35 3⁄4 × 26 1⁄4 in 164.5 × 90.9 × 66.6 cm)

En 2008, en la costa este de África, esta legendaria colección de tesoros, perdida en el Océano Índico por alrededor de 2,000 años, fue descubierta y traida a la superficie. Luego de una compleja excavación bajo el agua, numerosas esculturas y objetos hechos de distintos materiales, vieron la luz del sol nuevamente. Pero a pesar de que el mar devolvió estas riquezas, también dejó su marca en ellos. Los artefactos emergieron del agua cubiertos de espectaculares colores y formas: siglos de corales, algas y depósitos marinos las decoran.

Damien Hirst, Jade Buddha Image: Photographed by Prudence Cuming Associates © Damien Hirst and Science Ltd. All rights reserved, DACS/SIAE 2017.
(2013, Jade, 40 1⁄4 × 32 1⁄8 × 20 1⁄4 in 102 × 81.5 × 51.4 cm)

De acuerdo a la mitología, los corales se formaron a partir de las gotas de sangre que caían del costal que transportaba Perseo con la cabeza de Medusa. El coral se petrifica al tener contacto con el aire y es de esta forma que se mantiene agarrado de los objetos rescatados de El Apistos. Algunos de los objetos tuvieron que ser restaurados aunque los vestigios del mundo bajo el agua aún pueden verse sobre ellos. Copias museísticas fueron elaboradas para poder observar en su totalidad una pieza incompleta. Otras, fueron deliberadamente dejadas en su forma original para tener la oportunidad de examinar nuestra percepción de cómo la naturaleza modifica objetos construidos.

Damien Hirst, Proteus Image: Photographed by Prudence Cuming Associates © Damien Hirst and Science Ltd. All rights reserved, DACS/SIAE 2017. (2012, Bronze 95 × 38 5⁄8 × 25 3⁄4 in 241.3 × 98.1 × 65.5 cm)

Algunos de los materiales con que están hechos estos objetos son la malaquita, el jade, el lapislázuli, cuarzo, oro, plata y varios tipos de mármol y granito.

Un tesoro de esta magnitud sólo puede ser presentado en un lugar de la misma magnificencia: El Palazzo Grassi, en Venecia, el último de los palacios patricios en ser contruido sobre el gran canal antes de la caida de La Serenissima.

Damien Hirst, Remnants of Apollo Image: Photographed by Prudence Cuming Associates © Damien Hirst and Science Ltd. All rights reserved, DACS/SIAE 2017. (2012, Limestone 55 1⁄4 × 120 7⁄8 × 62 3⁄8 in 140.2 × 307 × 158.4 cm)

La oportunidad de visitar este extraordinario legado en Venecia -esta inigualable ciudad del mar, punto de encuentro entre el este y el oeste- le da una nueva lectura a la leyenda de Los Tesoros del Naufragio del Increíble y le revela al espectador el tamaño de la ambición de Amotan como coleccionista. Con intereses enciclopédicos y obsesionado con el deseo de acumular, Amotan parece haber sido un coleccionista muy particular, queriendo poseer el mundo entero. Entre sus objetos se encuentran muchos estilos artísticos en una variada cantidad de artefactos, esculturas y arte de distintas culturas. Desde el antiguo Egipto hasta la India, de África a la Grecia clásica y la Roma imperial.

Damien Hirst, Skull of a Cyclops Image: Photographed by Prudence Cuming Associates © Damien Hirst and Science Ltd. All rights reserved, DACS/SIAE 2017. (2011, Bronze, 47 3⁄4 × 53 × 41 1⁄4 in 121.5 × 134.5 × 105 cm)

La libertad de expresión, orígenes eclécticos y una visión distintiva son los poderosos rasgos de esta singular colección que está suspendida entre el pasado y el presente, entre el asombro y la consternación.

La mitología es ciertamente una parte importantísima dentro de lo que representan las esculturas encontradas. Dioses y héroes son los sujetos de muchas de las obras y la necesidad humana de explicar la realidad a través de la fantasía se extiende por los siglos, continentes y culturas. El poder de la imaginación exitosamente rompe con cualquier limite, incluido el del conocimiento. Como lo plantea Italo Calvino, “todo lo imaginable puede ser soñado, pero hasta el sueño más inesperado es un acertijo que esconde un deseo, o bien su inversa, un miedo.” Amotan refleja perfectamente este deseo de éxito y es el perfecto ejemplo de la fragilidad humana, de la veneración a ídolos falsos.

Damien Hirst, Sphinx Image: Photographed by Prudence Cuming Associates © Damien Hirst and Science Ltd. All rights reserved, DACS/SIAE 2017. (2011, Bronze 48 1⁄2 × 69 7⁄8 × 26 7⁄8 in 123.1 × 177.5 × 68.4 cm)

Estas son las palabras de Elena Geuna, curadora de la última exhibición de Damien Hirst titulada Treasures from the Wreck of the Unbelievable la cual estará en el Palazzo Grassi- Punta della Dogana hasta el 3 de Diciembre. Es la primera gran exhibición dedicada a Damien Hirst en Italia desde el 2004. Esta muestra cubre 5,000 metros cuadrados de espacio museístico y marca la primera ocasión en que el Palazzo Grassi y Punta della Dogana, dos sitios venecianos de la Colección Pinault, son dedicados a un solo artista.

Este complejo y ambicioso proyecto de Hirst, tomó 10 años para lograrse. Excepcional tanto en escala como alcance, la exposición cuenta la historia del hundimientos imaginario de un navío que nunca existió, el Apistos, y que presenta los supuestos tesoros que éste llevaba.

Esta exposición hace hincapié en la fuerte relación que tiene Hirst con la Colección Pinault pues es uno de los artistas principales de la misma. Con esta exhibición la colección apoya al artista británico en convertir en realidad su sueño.

A continuación te presentamos algunas de las obras de esta exposición:

Damien Hirst, The Sadness Image: Photographed by Prudence Cuming Associates © Damien Hirst and Science Ltd. All rights reserved, DACS/SIAE 2017. (2008 Gold 1 5⁄8 × 7 × 5 7⁄8 in 4 × 17.7 × 15 cm)
Damien Hirst, The Severed Head of Medusa Image: Photographed by Prudence Cuming Associates © Damien Hirst and Science Ltd. All rights reserved, DACS/SIAE 2017. (2008 Malachite 15 × 19 1⁄2 × 20 1⁄2 in 38 × 49.6 × 52 cm)
Damien Hirst, Unknown Pharaoh (detail) Image: Photographed by Prudence Cuming Associates © Damien Hirst and Science Ltd. All rights reserved, DACS/SIAE 2017. (2015, Carrara marble 29 7⁄8 × 20 1⁄2 × 11 5⁄8 in 75.9 × 52 × 29.5 cm)

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Photographed by Prudence Cuming Associates © Damien Hirst and Science Ltd. All rights reserved, DACS/SIAE 2017

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Anuncios